Arqueological Bass… Marcus Miller

15 de agosto de 2017 § Deja un comentario

Jamie Cullum en Jardines de Viveros 2017 VALENCIA

25 de julio de 2017 § Deja un comentario

Jamie Cullum cantante y pianista londinense q practica el salto desde lo alto de un piano como seña de identidad indiscutible. Amén de esta circunstancia muy identificadora tb se caracteriza por una voz quebrada y singular q le sitúa en un espacio musical diferenciador. Su aspecto de jovencito extrovertido le permite llegar con facilidad a diferentes públicos femenino-obsesivos logrando con ello calores efusivos e incontrolados en sus directos. Invita a cantar a su público con éxito y se acompaña con una banda de multi-instrumentistas, sin memorables, celebrando así su liderazgo con vehemencia y buenas técnicas persuasivas. Comenzó su carrera con gran intención y, creo, el exceso de comercialidad secuestró su talento indiscutible. Ya me gustaría reencontrarme con el Cullum de 2005: eterna promesa. Destacaré “It Ain’t Necessarily SoLISTEN!

British pianist/vocalist Jamie Cullum mixes jazz with melodic pop and rock into a crossover style that calls to mind such artists as Harry Connick, Jr. and Norah Jones. In that vein, Cullum will just as often cover a swinging jazz standard as a modern rock song, and his original compositions deftly move from earnest ballads to songs of sardonic wit. Having played guitar and piano since age eight, Cullum developed an avid interest in jazz passed down from his older brother Ben. Inspired by such piano icons as Oscar Peterson and Dave Brubeck, Cullum spent some of his formative years living in Paris, where he honed his abilities performing in jazz clubs. Cullum eventually earned a degree from Reading University, during which time he recorded his first album, Heard It All Before, at age 19. Its surprise success eventually put him in contact with jazz bassist Geoff Gascoyne, who offered Cullum the opportunity to play on his album Songs of the Summer. With Gascoyne’s encouragement, Cullum eventually recorded his second album, Pointless Nostalgic, released in 2002. The album benefited from a boost of publicity as it received heavy airplay on TV and radio personality Michael Parkinson’s BBC 2 radio show.

Cullum eventually signed with Universal Records and released his breakthrough third full-length, Twentysomething, in 2003. The album charted all over the world, sold millions of copies, and made him the fastest-selling British jazz artist in history. Catching Tales and the compilation/mixtape album In the Mind of Jamie Cullum followed in 2005 and 2007, respectively. In 2009, Cullum was nominated along with Clint Eastwood for a Golden Globe Award for Best Original Song for their composition “Gran Torino.” A year later, he released the album The Pursuit. In 2013, Cullum returned with his sixth studio album, Momentum; it performed respectably the U.K., reaching 20 on the album charts, but didn’t make much of a ripple in the U.S. Cullum’s seventh album, Interlude, saw release in October of 2014 in most parts of the world — including his native U.K., where it entered the charts at 19 — but wasn’t scheduled for U.S. release until 2015.

allmusic.com

ARBORESCENCE (ECM 2013)

20 de abril de 2017 § Deja un comentario

Aaron Parks TRIO Estaba escuchando un trabajo de Oscar Peterson (The Jazz Soul of…) cundo mi buen amigo doc Álvarez me recordó q esta noche tocaba Aaron en el Jimmy. Yo mismo reservé las entradas (18€)… un poco más caro q en el Café Latino de Orense (10€)… bueno serán las instalaciones o el caché del local. Yo pagaré lo q me pidan (o no)… pero ELLOS sabrán!

Bien está! lo demás se lo dejo a expertos y q os cuenten (allmusic), en mi caso me puse a buscar en discografía y encontré en mi colección dos piezas estupendas y con una de ellas me quedo (una composición muy intimista y evocadora) y os invito a escuchar. Destaco “Homestead“. LISTEN!

 

Algunas instantáneas de su actuación y un fragmento grabado:

NOTA del Jimmy Glass Jazz Bar

AARON PARKS CON 1906 EN JIMMY GLASS

Formado en una triple licenciatura en Matemáticas, Informática y Música, Aaron Parks recala finalmente en Nueva York para estudiar en la Manhattan School of Music. En su último año de estudios fue fichado, con solo 18 años, por el magistral trompetista y cinco veces premio Grammy Terence Blanchard, con el que giraría y grabaría en cinco ocasiones.

Engrosar las filas de semejante mentor fue el mejor escaparate para su lucimiento. Con una sólida reputación a sus espaldas, su juventud no fue obstáculo para que grabase a su nombre a los 24 para el prestigioso sello Blue Note. ECM, otra discográfica de cabecera, pero orientada a la otra orilla del jazz, publicaba su trabajo Arborescence en 2013, un registro intimista con influencias de pianistas como Keith Jarrett o Paul Bley.

Con su última grabación, también para ECM, cumple quince años como líder de sus propias formaciones, siempre intercaladas por jugosas colaboraciones con músicos sobresalientes de otras generaciones (Joshua Redman, Kurt Rosenwinkel…) y de la que está llamada a sucederlas (Christian Scott, Ambrose Akinmusire, Francesco Cafiso…).

Le acompañan en su nueva aventura dos músicos extraordinarios y muy experimentados: Ben Street (Sam Rivers, John Scofield, Danilo Pérez…) y el avezado e incombustible Billy Hart, quien puede presumir de haber tocado con verdaderas leyendas (Miles Davis, Wes Montgomery, Oscar Peterson, Clark Terry…).

En definitiva: calidad sobresaliente sobre el escenario…

>>>

Pianist Aaron Parks is a forward-thinking jazz musician who came to the public’s attention during his time with trumpeter Terence Blanchard. Born in Seattle, Washington, Parks began playing piano at a young age and by the time he was 14 had enrolled in an early entrance degree program at the University of Washington. Originally, Parks pursued both science and music degrees; however, his prodigious talent won out and by age 16 he had transferred to the Manhattan School of Music. While there, he studied with noted pianist Kenny Barron and received several competitive accolades, including being named the 2001 Cole Porter Fellow of the American Pianists Association. At age 18 he joined Blanchard’s ensemble and subsequently recorded four albums with the veteran trumpeter, including 2003’s Bounce, 2005’s Flow, the soundtrack to the 2006 Spike Lee film Inside Man, and Blanchard’s 2007 Grammy-winning opus A Tale of God’s Will (A Requiem for Katrina). Besides playing with Blanchard, Parks has performed with a variety of artists including trumpeter Christian Scott, drummer Kendrick Scott, vocalist Gretchen Parlato, and others. Parks has released several albums under his own name, including his 2008 Blue Note debut, Invisible Cinema. Parks, who has also recorded with Christian Scott, Kendrick Scott, Ambrose Akinmusire, and Kurt Rosenwinkel, was an integral part of the James Farm Quartet with Joshua Redman, Matt Penman, and Eric Harland. Nonesuch released their self-titled album in 2011. The pianist subsequently signed to ECM and released the solo piano offering Arborescence in the fall of 2013. He also made sideman appearances on Will Vinson’s Live at Smalls and Yeahwon Shin’s Lua Ya, and Live in Japan with his own trio of Thomas Morgan and RJ Miller. It was recorded on the pianist’s phone during a show and released for free on his Bandcamp page. Parks cut Groovements in a collaborative trio with Danish bassist Thomas Fonnesbæk, and drummer Karsten Bagge for Stunt in 2016. He moved back to ECM in 2017 for his sophomore label date, Find the Way, issued in the late spring. It featured bassist Ben Street and drummer Billy Hart in the rhythm section and was inspired in part (according to Parks) by the music of Alice Coltrane and Shirley Horn (for whom Hart played); both of whom prioritized space and subtlety in oposition and improvisation.

allmusic.com

Ximo & David_Always and Forever (Pat Metheny)

8 de marzo de 2017 § Deja un comentario

D.E.P AL JARREAU… siempre cantarás para nosotros

12 de febrero de 2017 § Deja un comentario

Seré muy breve… jamás he vivido un sentimiento de espiritualidad mayor escuchando cantar a un ser humano. Gracias Al

Paquito “BURN”

11 de febrero de 2017 § Deja un comentario

… vaya pedazo de grabación. Para “gosar” de su tremendo valor compositivo y musical. Gigantesco “a lo Tristano”, con George Coleman, John Hicks, Rufus Reid e Ignacio Berroa. COLUMBIA 1987. Sant Esperit Chapelle (Sierra Calderona)

16681745_10155071391868793_8408221398997075437_n

FOTO JAZZ

4 de febrero de 2017 § Deja un comentario

El fenómeno del jazz nace en Nueva Orleans y en un principio era interpretado por músicos sin educación musical que tocaban en bandas de marchas. La música era una parte muy importante dentro de la ciudad de Nueva Orleans por lo menos desde 1890.
Una fecha simbólica del nacimiento del jazz podría ser la de 1895, año en el que el cornetista Buddy Bolden formó su banda. El jazz iría avanzando poco a poco, evolucionando y transformándose pero el proceso fue muy lento.

En 1920 se haría la primera grabación de un blues por Mamie Smith y en ese momento el blues se convertiría en el nuevo concepto del jazz. Con el paso de los años irían apareciendo grupos importantes formados por los músicos más representativos del jazz. En 1923 se formaría la banda King Oliver’s Creole Band, que incluía al mítico Louis Armstrong a la corneta. La banda se convirtió en la más conocida de Nueva Orleans, pero sería Louis Armstrong quien tendría más influencia y sería el encargado de cambiar el concepto del jazz hasta entonces conocido ayudando a crear, con el paso de los años, el swing.

La movilización de la raza negra perteneciente al sur de los Estados Unidos en busca de mejores condiciones económicas y una mejora de su forma de vida, ayudó a que los músicos de Nueva Orleans se trasladaran a otras ciudades y Chicago se convirtió en la nueva ciudad del jazz a principios de los años 20.

Pero la alegría y la explosión de los años 20 acabarían con la llegada de la Gran Depresión. Este periodo de tiempo afectó también a la cultura y por tanto, también al jazz. La improvisación colectiva característica del estilo Dixieland quedaría atrás y quedaría en el olvido durante casi diez años. En esta época el público quería olvidar la alegría de los años 20 y preferían las baladas y la música de calle. Sin embargo con la llegada de las Big Bands, se cambió el panorama y el jazz empezó a formar parte de la música popular y dejaría de ser solo una influencia.

A principio de los años 40 el saxofonista Charlie Parker, los trompetistas Miles Davis y Dizzy Gillespie y el pianista Thelonius Monk son los nombres que destacan dentro de un nuevo estilo llamado bepob o bop. Por esta época el jazz se elevaría a música de arte por lo que abandonaría la música popular y su público disminuiría drásticamente. Al bepob se unirían el cool jazz, representado sobre todo por Chet Baker, y el hard pop durante la década de los 50 y más tarde surgiría el free jazz, una nueva tendencia que llegó para quedarse donde destaca el saxofonista John Coltrane.

Ya durante los años 70 destaca un Miles Davis innovador dentro del bop, cool jazz, hard bop y free jazz mientras que en los 80 se rindió tributo al pasado, destacando Winston Marsalis quien rindió homenaje a Davis inspirándose en su manera de tocar.

La evolución del jazz desde 1920 hasta la actualidad ha sido intensa, surgían nuevos estilos que caducaban a los 5 o 10 años. El jazz es un tipo de música con carácter internacional y aunque su evolución en los últimos años está siendo lenta, no sabemos a dónde se dirigirá en un futuro.

A lo largo de toda la historia del jazz, numerosos fotógrafos inmortalizaron con sus cámaras los rostros de algunos de los que fueron tendencia dentro del mundo del jazz. Nosotros, por su trayectoria y la calidad de sus imágenes, nos quedamos con tres:

HERMAN LEONARD

Herman Leonard inmortalizó con su cámara a estrellas del jazz, mundo en el que entra de lleno a partir del año 1948. El objetivo de su cámara retrató a celebridades del jazz como Miles Davis, Dizzy Gillespie, Ella Fitzgerald o Billie Holiday.

Este fotógrafo trabajaba en gran formato con una cámara Speed Graphic 4×5” y sus fotografías te transportan a los clubs donde se realizó la toma ya que Leonard transmite a la perfección el ambiente, el humo y la emoción del directo.

En 1985 publicó su primer libro “The Eye of Jazz” y en el 88, realizó su primera exposición de fotografías de jazz en la Special Photographers Company en Londres. En 1989 expuso por primera vez en EE.UU y después realizó una gira a nivel nacional.

Las fotografías de jazz de Herman Leonard son iconos de los años 1940, 1950 y 1960 y se han convertido en objeto de colección. El Smithsonian tiene 155 copias fotográficas en su exposición permanente y su obra forma parte de numerosas colecciones públicas como Jazz at Lincoln Center, Nueva York, el Museo Ogden de Arte Sureño, LA, y la George Eastman House entre otras muchas.

JIM MARSHALL

Jim Marshall es un fotógrafo con 50 años de carrera a sus espaldas. Este fotógrafo estadounidense es conocido por retratar a estrellas de la música, sobre todo del rock aunque también realizó instantáneas a personajes míticos del jazz como John Coltrane, Miles Davis o Thelonius Monk.

Se le conoce por ser el fotógrafo más famoso y prolífico de todo el siglo XX y por su amplia trayectoria dentro del mundo de la fotografía musical.

Jim Marshall es el único fotógrafo galardonado con el premio “Trustee Award” tras su muerte, un premio Grammy honorífico otorgado por la Academia de Grabación a las personas que durante sus carreras musicales han hecho contribuciones significativas, aparte de las performance, a la industria.

WILLIAM CLAXTON

William Claxton siempre fue un amante del jazz. Con apenas 12 años se escapaba de casa para poder acudir al Orpheum Theatre y asistir así a conciertos de las estrellas del jazz del momento.

“Para mí, la cámara es como el saxo para un saxofonista; es una herramienta que querrías poder ignorar, pero a través de ella has de canalizar tus pensamientos y todo aquello que quieras expresar”

Charlie Parker, Dizzy Gillespie o Thelonius Monk fueron inmortalizados gracias a la cámara de Claxton pero son los retratos que realizó al trompetista Chet Baker los que catapultaron a ambos a la fama. Entre los dos surgió una estrecha relación y sus fotografías consolidaron al trompetista como la estrella del momento.

Falleció en el año 2008 pero sus fotografías llenas de magia, música y belleza le mantendrán siempre vivo en nuestro recuerdo.

Escrito por IRENE TIERNO (estudiante de periodismo)… muy buen trabajo amiga!

http://culturafotografica.es/fotografos-representativos-jazz/

 

A %d blogueros les gusta esto: